sábado, 31 de octubre de 2009

Estuve en Almería


Por fin pude bajar a Almería el finde pasado. No os imagináis la ilusión que me hacía y la alegría que me dio. No es menos cierto que la vuelta a Madrid fue dura... pero mereció la pena. Fue como un oasis en el desierto de este curso 2009/10.

Volver a tu tierra y a tu gente, siempre es algo entrañable. Pensaréis que soy un exagerado porque no hacía ni 30 días que me había ido... ¡¡pero así lo siento yo!!

En este viaje relámpago, además, fui con mi novia y mi primo al concierto de David DeMaría en Roquetas con el que iniciaba la gira de Relojes de arena, su último disco.

Pues qué maravilla de concierto. Verdaderamente la música en directo es magia. Son muchas sensaciones condensadas en 2 horas de concierto en las que sientes tú y adivinas lo que siente el artista en un momento tan crítico como el inicio de una nueva gira.

Tal y como yo predije, y lo sabe mi círculo más cercano, David invitó a India Martínez a que cantase con él "Guía de mi luz" que ya cantan juntos en el disco. Un momento muy especial.

Pero aún más especial fue el acústivo, piano y voz, con "El amor que me das". Quien quiera a su madre por favor que escuche ese tema aunque sea en Youtube.

Pero la guinda vino al final del concierto cuando pude pasar a conocer al que pasa por ser mi cantante favorito, el que más admiro y aquél con el que, creo, más y mejor conecto al escuchar sus canciones. David fue un tipo extraordinario con quienes pasamos a saludarle después del concierto. Se le notaba mucho el cansancio del esfuerzo y de la tensión acumulada pero, sobre todo, se le notaban las ganas de agradar. Así es como se trabaja, maestro.

1 comentario: