viernes, 8 de febrero de 2013

Cosas que parecen románticas, pero.

Hablaban en "Buenos días, Javi Nieves" de Cadena 100 de esas cosas que se nos han presentado como muy románticas pero que, puestos a ello, tienen más inconvenientes que otra cosa. Y me han hecho mucha gracia algunas de las cosas que se han comentado:
  • ¿Quién no ha oido hablar del tanga comestible que se deshace y se queda pegado de forma que para quitarlo se convierte en toda una depilación?
  • En el mismo sentido, la nata en ciertas partes peludillas.
  • Añaden que al juntar nata con champán, la nata se corta y apesta cosa seria.
  • Bañarse juntitos en la bañera preparada para la ocasión y... que el agua se desborde, que me hincas la rodilla, que te has sentado en mi pie, que no.
  • Un exceso de romanticimos en el mar y que aparezcan nuestras amigas las medusas.
  • Un exceso de calentamiento en la ducha y que haya alguna caída.
  • Echarle productos a un jacuzzi para que haga espuma y que la espuma salga del baño.
  • Cena romántica con velas donde todas las velas estorban para cenar. Porque se empeñan en recordarnos que queman.
  • Ese desayuno en la cama donde la bandeja no tiene estabilidad, todo se llena de migas, el café se derrama...
  • Esa cosa tan bonito de meter el anillo de pedida en una tarta y partirse una muela con el susodicho.
  • Ver una peli en el sofá, acurrucaditos, con la mantita y ese dolor de cuello tan apañao a los 5 minutos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario